Archive for the De la existencia y tiempos paralelos Category

CUATRO ROMANOS Y CINCO CARTAGINESES

Posted in Artista Invitado, De la existencia y tiempos paralelos, destellos with tags , on 18 febrero 2013 by Cristhian

nueva-york-en-1931-wikipedia

Federico se reencarnó en mí

más en el paso, olvidó como escribir.

Andanadas sacuden mi cabeza.

Balas lacerantes encarnadas en mi piel.

Federico se reencarnó en mí

más en el paso, olvidó como escribir.

Repite burdas palabras.

Se obsesiona por el entender y el no entender

Quédate,

Quedémonos.

Nueva York es el lugar.

Ahí está el Verso.

Las que vomitan,

Los que orinan.

Ahí la muerte se ausenta.

Tú lo escribiste.

¿Lo entiendes tú?

lorca-6

UN DESTELLO SETENTERO, EN UN INSTANTE DE UN DÍA, DE UNA SEMANA DE UN MES DE UN AÑO

Posted in De la existencia y tiempos paralelos, destellos, Uncategorized with tags , on 14 noviembre 2012 by Cristhian

Sentado en la vereda

John disfrutaba de ver pasar las ruedas.

Pocas cuadras al sur,

Inconsciente de ello,

Buarque lanzaba a su protagonista desde alta cornisa.

Aquel obrero, fiel a su egoísmo proletario

destrozó su cuerpo

a contramano, entorpeciendo el transito.

Modugno, al norte,

Ya harto de marcar tarjeta

Añoraba la campiña,

despreciando mas que siempre

los malditos cochecitos.

Fue ese atochamiento infernal

de suicido en hora peak

culpable de colmar su paciencia.

No, no era fiesta,

mas gritó

¡Vamos al campo a coger las margaritas!

(Era tal la congestión, nadie le escuchó.)

 –

Un hombre escapando por los cielos

inmoviliza al mundo.

Al tiempo, un melenudo ante tal inmovilidad,

decide hacer de la inmovilidad su movimiento.

 –

War is over! My friend.

 –

El sol se difuminaba entre encendidas margaritas.

Louis, tras breve pausa y todo espectro,

como todo corolario, exclamó.

 –

What a wonderfull world!

FACE TO FACE

Posted in De la existencia y tiempos paralelos, personajes with tags , on 10 octubre 2012 by Cristhian

 

“Le quiero señorita”, susurró Juan

desde su puesto habitual en el equipo 16.

“Veme en Face book”

Pareció susurrarle ella camino al 22.

“Es que no tengo,

siquiera correo se usar”

Pensó decir.

Día a día simulando, torpemente tecleaba sin conexión,

esperando ver pasar la chica del 22.

“Twiteame al menos, tu me gustas también ”

Esta vez, claramente en sus labios leyó.

Labios rebeldes que frente a él

se resistían a seguir el escorzo de su silueta.

¡Twiteame!

Brotó del silencio  frente al equipo 16

El erguido y extasiado,  soltó el mouse

¡TE QUIERO NIÑA MIA, SIEMPRE TE HE QUERIDO!

Vencido todo pudor.

Rompiendo sintético silencio.

En voz alta la tuteó.

Ante tal abismo comunicacional

ella desistió del Chat y del Blog.

Sin volver a cruzar mirada

Cerró toda ventana

Y se marchó.

SILENCIO DE TANGO

Posted in De la existencia y tiempos paralelos on 15 julio 2012 by Cristhian

Tarí raríra rurá

Tarí rari rará

 

Tarí ra rí ra rurá

Tarí rari rará

 

Mambrú se fue a la guerra

 

Chipirim bombim bombim

 

Tarí rarí rará

Tarira ri ra rá

 

Mambrú se fue a la guerra

quizás no vuelva más.

Eran cinco hermanos

ella era una Santa.

 –

Sangre de cinco hermanos

cubriendo los campos de Francia.

¿Ella?

Ella era una Santa.

¿Tal vez la señora Ryan, Carlitos?

¿Verdun, El Somme?

¿Eran en realidad las arenas

de Utah u Omaha Beach,

míster Spielberg?

Era El Chaco, La Sierra

Dolores o Miraflores.

Era Tango y era Rock

O Blues amargo.

O melancólica Tarantela.

El Paso del Ebro, Sarajevo,

Faluya, Los Altos del Golán.

Siempre la misma tonada,

diferente el cantor.

Al grito de guerra,

Invariable el clarín

vacía talleres y  escuelas. 

Las Hitlerjugend en coloridas primaveras

recorriendo los cafés de Berlín

con diáfanos cantares

a la alborada de la Tierra Madre.

 –

Mismas que al ocaso

del ínfimo imperio milenario

teñían escarlata,

(sin culpa del poeta enamorado)

sangre de  ruiseñores,

las rosas de Wilde.

Pasan los viejos estandartes

Que en las batallas combatieron.

Vigorosos, altisonantes.

Percuten al cese del tronar de cañones.

¡A la carga mis valientes!

Y vuelven a percutar los viejos estandartes.

Eran cinco hermanos, ella era una Santa.

Una Santa que un fue a la guerra.

La que no supo de campos floridos

desde la llegada de sus medallas vacías.

En los bits del Call of Duty.

En los beats de Ska-P

Seguirá siendo una Santa

y la sangre de héroes seguirá

cubriendo los campos de Francia.

Mambrú se fue a la guerra

Ya no vuelve más.

Lo anteceden sus cuatro hermanos

de quienes la ronda no quiso cantar.

Tari ra ri ra rá.

 

PREHISTORIA

Posted in De la existencia y tiempos paralelos with tags , , on 26 mayo 2011 by Cristhian

 

Cuento antiguo

acerca de cosas que nunca pasarán

 

 

Morí al medio de la calle

creyendo historias que quería creer.

 

Y entre cuentos alegres

tirado boca arriba me encontré.

 

Acribillado por increíbles relatos.

Cuentos cargados de pragmática realidad,

absurdos,

abominables.

 

¡Mentiras pido!

(Perdóname Gardel)

 

En el ocaso de mi esperanza

el sol saldrá por el poniente

opacando la aurora boreal del Ecuador.

 

La luna temerosa,

solazada entre mis fauces inertes

crecerá fulgurosa.

 

Boca abajo el sol optará por las sombras.

 

Mi último vaho

Será el tibio vapor

de un beso entre la luna y el sol.

 

El fin de un cuento real.

 

Mi historia imaginaria.

PERIPÁTETICA

Posted in De la existencia y tiempos paralelos, destellos with tags , , on 11 abril 2011 by Cristhian

A veces,

sin motivo alguno,

a los muertos les da por caminar.

 

No visten de Zombis,

No recurren a sofisticadas

configuraciones endoplasmáticas.

 

Simplemente,

y sólo a veces,

a los muertos les da por caminar.

 

Entonces,

 toman su mejor chaqueta

y recorren pausadamente la ciudad.

 

Sorprendiendo en su andar

a mas de algún vivo

al que su rostro se les hace familiar.

 

Es que a veces,

a los muertos les da por caminar.

TREN AL NORTE

Posted in De la existencia y tiempos paralelos on 25 febrero 2011 by Cristhian

El sol se escurre por entre las enmarañadas encinas

De las viejas películas, un jinete, el de mi infancia

hoy lleno de amarillos se pierde en la llanura.

 

Labradores segan el trigo

ilusionados por el reposo que el pintor les ha prometido.

 

Soy monsieur Poirot camino al Oriente

Soy Wayne en vertiginosa diligencia.

 

Amarillo, el  universo es amarillo.

 

El maizal eterno ordena su caos , en  hileras ordenadas

Coincidentes generosas  de mi perspectiva consciente.

 

Siete u ocho mendigos disparan rojos y negros

Salpicando horizontes.

Condimentando cuentos.

 

Entre sombras me detengo

y vuelvo donde parto.

 

Amarillo, amarillo

Vuelve conmigo

 

Sombras grises, vertiginosas

se apoderan del camino.

Y el sol casi sin vida,

suplicante,

me permite mirar algo de su destino.

 

Pronto no estará, se habrá perdido,

buscando nuevos amaneceres

en lejanos mundos desconocidos.

 

Arderá furioso,

crepitando desquiciado

la eterna muerte que con el ocaso le persigue.

 

Amarillo apagado

Amarillo encendido.

Amarillo de muerte,

Amarillo vivido